EL FINAL DEL CAMINO...

Good Karma cierra. Tras un largo camino intentando construir un lugar donde dar infinitas oportunidades a vuestra ropa, hemos tenido que tomar la dura decisión de cerrar el negocio. Muchas veces, aunque las cosas vayan bien (y gracias a todas vosotras y a vuestro apoyo y acogida, las cosas iban muy bien para Good Karma), no se puede crecer sin financiación. Buscar inversión ha sido muy difícil, y finalmente no hemos podido encontrar lo que necesitábamos para poder seguir adelante y convertir Good Karma en lo que queríamos. 

Un mensaje de nuestra fundadora, Beatriz Warleta: Gracias a todas nuestras vendedoras por enviarnos vuestros tesoros y dejarnos buscarles una segunda oportunidad, y gracias a todas las que habéis dado esas segundas oportunidades al comprar algo en Good Karma. 

Gracias también a todas las personas que han colaborado y trabajado con nosotros, y nos han ayudado a que Good Karma pudiese ser lo que fue. Sin vosotros no hubiese sido posible. 

Good Karma ha sido lo más difícil que he hecho en mi vida, pero también una de las cosas más bonitas y gratificantes. Y ha sido así porque todas vosotras habéis recibido el proyecto con los brazos abiertos. Vuestros mensajes y vuestros comentarios me motivaban a seguir empujando un poquito más cada día. Espero que sigáis apoyando y acogiendo a otros negocios pequeños de la misma manera que me apoyasteis a mí. Es por personas como vosotras que las ideas nuevas y los proyectos que merecen la pena tienen una pequeña oportunidad de salir adelante, y no sabéis lo que agradezco que me la hayáis dado a mí. 

Es el final del camino para Good Karma, pero el camino para la segunda mano está tan solo empezando y eso me hace muy feliz. Ojalá sigáis dando más segundas oportunidades a vuestra ropa y a la de las demás y haciendo lo que podáis para crear un mundo donde la ropa dure para siempre (y no haga daño). Hasta la próxima :)  

Bea & Good Karma Team